RSS

24 de Abril de 1915 – El Domingo Rojo – El principio del Genocidio Armenio

24 Abr

El Domingo Rojo. El principio del Genocidio Armenio

Hacia mediados del siglo XIX, la comunidad Armenia era una de las más importantes dentro de las fronteras del Imperio Otomano, las estimaciones variaban desde los 2.400.000 mencionados por las autoridades en 1867, a más de 3.000.000 durante las discusiones del Congreso de Berlín en 1878 convocado para discutir los límites fronterizos entre las diferentes naciones, no solo en el continente europeo sino también en África y Asia. Sin embargo a los pocos meses durante la discusión del Tratado de San Stefano la cifra se redujo a 1.200.000. Si bien la mayoría se concentraba en el este, en la frontera con el Imperio Ruso, en la capital Constantinopla vivía una importante minoría compuesta por intelectuales y profesionales.

Tradicionalmente los armenios habían sido considerados por los turcos otomanos como Millet-i Sadıka (“Nación leal”) dado que convivían de manera pacífica con sus vecinos, principalmente kurdos, sin tener graves conflictos con la autoridad central, aunque al no profesar la fe musulmana, eran considerados “Dhimmi” por lo que carecían de ciertos derechos y estaban obligados a pagar más tributos.

Esta situación comenzó a cambiar a mediados del siglo XIX, dado que a medida que decaía el poder del Imperio Otomano, comenzaban a surgir movimientos de tendencia nacionalistas entre las diferentes minorías, entre ellas la Armenia, que contaba con el apoyo secreto de Rusia, el eterno enemigo de Constantinopla. La respuesta fue la represión, sobretodo las llevadas a cabo por el llamado “Sultán Rojo” Abdull Hamid II, como por ejemplo las llamadas Masacres Hamidianas de 1896, cuando grupos de bandoleros kurdos atacaron, con apoyo de las autoridades, aldeas armenias aniquilando aproximadamente a cerca de 300.000 personas, además de cerrar instituciones y prohibir manifestaciones de movimientos políticos.

En 1908, con la llegada al poder de los reformistas Jóvenes Turcos, las minorías etnicas creyeron que su situación mejoraría, sin embargo la desazón llegó solo un año después cuando luego de reprimir un intento de golpe de estado de sectores conservadores, las fuerzas de represión atacaron sin razón alguna a la población Armenia en la región de Aldana, masacrando entre 15.000 y 30.000 civiles.

El 29 de Octubre de 1914, el Imperio Otomano entró en guerra al lado de las Potencias Centrales, contra la Triple Entente, por lo que sus autoridades militares ordenaron el reclutamiento forzoso de todos los hombres disponibles hasta los 45 años, por lo que incluyo a gran número de minorías étnicas, entre ellas la Armenia.
Una de las primeras operaciones militares llevadas a cabo por el impulso del Ministro de Guerra y verdadero líder del gobierno, Ismail Enver Pasha, fue el ataque a la ciudad de rusa de Sarikamish y pese a las recomendaciones de los militares adjuntos alemanes, la ofensiva fue un fracaso, en la cual el IIIº Ejército Otomano fue totalmente derrotado por las fuerzas del general zarista Nikolai Yudenich. Este desastre militar comenzó a envalentonar a los líderes independentistas armenios que formaron grupos armados y comenzaron a hostigar a los otomanos que se retiraban desmoralizados.

Pese a esta circunstancia, el 26 de Enero de 1915 Enver Pasha envío una misiva al despacho del obispo armenio de Konia Mons. Karekin Khatchadurian, en la cual elogiaba el comportamiento de las tropas de esa nacionalidad bajo su mando, expresando literalmente:

“Le solicito presentar a la nación armenia, cuya total devoción al gobierno imperial es bien conocida, la expresión de mi satisfacción y mi reconocimiento”

Pese a estas palabras, la realidad era muy distinta, en las provincias orientales la represión contra la comunidad Armenia se acrecentó, lo que llevó el 19 de Abril de 1915, a la sublevación en la región de Van, donde el duro Gobernador Djevdet Bey emprendió una serie de ataques sistemáticos contra los líderes y la población armenia en general, lo que desato una sublevación violenta.

Esta situación llevó a que el Domingo 24 de Abril de 1915, el Ministro del Interior y miembro del llamado triunvirato de los pashas, junto a Enver y Djemal, Mehmet Talat Paşa, emitiese un decreto sin consultar al débil Gran Vizir (equivalente a Primer Ministro) Salid Halim Pasha ordenando la inmediata detención de 250 intelectuales armenios para ser deportados, aunque la mayoría fueron asesinados esa misma jornada.

El llamado “Domingo Rojo” era el inicio de una de las más grandes tragedias de la Primera Guerra Mundial.


11194597_1589410414609960_3274023867242108079_o

Algunos de los intelectuales armenios arrestados, deportados y asesinados durante el llamado Domingo Rojo.
11188252_1589410484609953_3155604793043340338_n
Mehmet Talat Paşa, Ministro del Interior otomano quien firmo el decreto que ordenó la detención de 250 intelectuales.
Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 24 abril, 2015 en 1915

 

Etiquetas: , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: