RSS

13 de Febrero de 1916 – Racionamiento, Sustitución y Censura en la Alemania Imperial

13 Feb

Racionamiento, Sustitución y Censura en la Alemania Imperial

Durante más de un año, a causa del bloqueo naval decretado por las potencias de la Entente Cordiale, Alemania ha ejercido estrictos controles de precios y racionamiento en casi todos los alimentos, a cargo de la Reichsgetreidestelle (Agencia de Granos del Reich), encabezada por el burócrata y abogado George Michaelis, considerado uno de los personajes más importantes del Imperio, dado que tiene bajo su responsabilidad un presupuesto de 70 millones de Reichsmarks para supervisar la alimentación de los civiles.

Dado que muchos alimentos importados no estaban disponibles, el gobierno introdujo productos sustitutos, como por ejemplo, café a base de achicoria, bellotas, hierbas, o bayas, pan hecho con más harina de patata y centeno, pero menos trigo, polvo sintético de huevos, conservas de frutas, etc. Si bien eran vendidas en las mismas tiendas, su sabor no es el mismo, y sobre todo su valor nutritivo. La mayoría de los ciudadanos ya han perdido peso, y hasta la fecha la ingesta calórica diaria del trabajador promedio se ha reducido en un tercio o más, lo cual trae aparejado una baja en la productividad. Situación que en realidad se repite en casi todas las naciones beligerantes.

Por su parte, los medios británicos, se hacen eco de las publicaciones de sus contrapartes alemanas sobre la sustitución alimenticia, mientras que en las editoriales se refleja cierta satisfacción por el “éxito” del bloqueo naval desarrollado por la Royal Navy. Así mismo exageran sobre masivas huelgas de hambreados que son brutalmente reprimidas. Sin embargo los medios alemanes y austro-húngaros son quienes publican editoriales críticas sobre las políticas de racionamiento y sustitución llevadas a cabo por sus respectivos gobiernos.
La respuesta no se hizo esperar, las medidas de censura aumentan con el correr de los días, a finales de Enero de 1916, el periódico Vorwärts del Sozialdemokratische Partei Deutschlands (Partido Socialdemócrata de Alemania) fue clausurado por criticar ferozmente no solo la política de racionamiento sino la especulación que a su juicio desarrollaban los grandes industriales y financistas. En los primeros días de Febrero de 1916, un decreto del Oberste Heeresleitung (Alto Mando Alemán), prohíbe la difusión de cualquier tipo de información bélica sin ser antes analizada por la Kriegspresseamt, oficina de contrainteligencia del Ejército.

El 10 de Febrero, la Asociación de Editores Alemanes presentó al gobierno una serie de peticiones. Algunas de ellas se basaban en los contratiempos de la centralización, como el requisito de que los informes de combate llegan a sus salas de redacción a través de la agencia de noticias oficial, la Oficina de Telégrafo Wolff, en lugar de hacerlo directamente. Sin embargo desde el punto de vista de los periodistas e impresores alemanes, la mayor amenaza para su libertad es la complicada política de distribución de papel que realiza el gobierno que asigna más papel de periódico para esos diarios que han recortado su tamaño pero menos para los que han crecido en el tamaño de hojas. Este sistema perverso está dirigido a apoyar los diarios provinciales, que son vistos como más leales y maleable, sobre los diarios urbanas que persiguen las historias de interés público con mayor vigor.

El 13 de Febrero de 1916, medios británicos informan que, en base a los informes presentados por los editores alemanes, recolectados por periódicos de naciones neutrales, desde el inicio de la guerra 2.000 publicaciones han cesado, debido a la escasez de papel de diario. Los periodistas de las naciones aliadas publicaban con entusiasmo este tipo de noticias para demostrar a sus conciudadanos que las Potencias Centrales están al borde del colapso, aunque muchas veces eran una forma de disimular las propias necesidades y penurias.

 

1926807_1685047391712928_6493666393645971310_n

Tienda alemana con productos sustitutos.
10262172_1685047751712892_1019101173458467424_n
Cartel de propaganda del gobierno alemán sobre los beneficios de las cartillas de racionamiento de alimentos.
Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 13 febrero, 2016 en 1916

 

Etiquetas: , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: