RSS

09 de Marzo de 1916 – El Imperio Alemán le declara la guerra a Portugal

09 Mar

El Imperio Alemán le declara la guerra a Portugal

La amistad anglo-portuguesa se remontaba a varios siglos atrás, cimentada por sucesivos tratados de amistad y comercio a través de los años. La misma ni siquiera se vio resquebrajada, cuando la monarquía fue abolida en 1910, a causa de una revolución triunfante y se proclamo la República, mientras el depuesto Rey Manuel I se exiliaba.

Al inicio de la guerra en Agosto de 1914, el Primer Ministro Bernardino Luís Machado del Partido Democrático en común acuerdo con el Presidente Manuel de Arriaga de su mismo partido, decidió proclamar la neutralidad. Sin embargo, a causa de las incursiones alemanas en el territorio de la colonia de Angola y Cabinda en el sudoeste africano y de incentivar la revuelta de nativos, llevó el 25 de Noviembre de ese mismo año al Parlamento a emitir por unanimidad un proyecto de cooperación con las potencias de la Entente Cordiale, lo cual provoco la protesta del embajador alemán en Lisboa, Friedrich Rosen.

Esta tensa situación, se tradujo el 12 de Diciembre en la renuncia de Machado, siendo reemplazado por su compañero de partido, Víctor Azevedo de Couthiño, quien a poco más de un mes, fue sucedido por el General Joaquim Pimenta de Castro, con contó con el respaldo de sectores conservadores, moderados y del Partido Republicano. El 14 de Mayo de 1915, estalló una revuelta encabezada por miembros del Partido Democrático en que acusaban al Primer Ministro de dictador ya que tenía la intención de gobernar sin el Parlamento. Al final de una jornada luctuosa con varios muertos, el General Pimenta de Castro renuncio, siendo reemplazado por una “Junta Constitucional” de 5 miembros que al día siguiente entrego el poder a un independiente, João Pinheiro Chagas, quien ni siquiera asumió el poder, por lo que luego de un par de días de anarquía asumió formalmente el 17 de Mayo, José de Castro miembro del triunfante Partido Democrático. Diez días después, renunciaba Arriaga injustamente acusado de cómplice del intento de instauración dictatorial, siendo reemplazado por Teófilo Braga, su antecesor y primer presidente de la República.

Mientras se sucedían los continuos cambios de ministros, la situación colonial no dejaba de ser preocupante, por lo que el Gobierno decidió enviar refuerzos tanto a la colonia de Angola como a la de Mozambique en el sudeste del continente africano. Pese a que en Julio de 1915, los sudafricanos y británicos tomaron el control de la vecina colonia de Deustch Sûdwestafrika, (África Sudoccidental Alemana), las rebeliones nativas continuaron por un tiempo, hasta que fueron aplastadas en la Batalla de Mongua el 22 de Agosto.

El 05 de Octubre de 1915, vencía el mandato de transición del presidente Braga, por lo que fue reemplazado por el antiguo Primer Ministro Machado, quien luego de tres rondas de votaciones fue electo por el Parlamento. Al poco tiempo, asumió como nuevo Primer Ministro Alfonso Da Costa, del Partido Democrático quien pese a los consejos decidió formar un gobierno “monocromático”.

En el plano internacional, pese a los choques coloniales, Portugal mantenía su estatus de nación neutral, aunque sin dudas sus simpatías estaban con la Entente Cordiale. Es por ello que en base a la antigua amistad, el 17 de Febrero de 1916, el embajador británico Sir Lancelot Douglas Carnegie le entrego al Ministro de Relaciones Exteriores Augusto Vieira Soares un pedido de su gobierno para que requisaran todos los navíos alemanes anclados en puertos portugueses a cambio de apoyo militar en la guerra que se avecinaba.

Finalmente luego de tensas discusiones, el 23 de Febrero, el Gobierno del Primer Ministro Da Costa, emite un documento legal por el cual requisa dos naves de bandera alemana surtas en el Puerto de Sunchal. Al día siguiente en Lisboa son apresados 36 buques alemanes y austro-húngaros, con el correr de los días estás acciones se repetirán a lo largo de todo el territorio portugués, no solo el metropolitano, sino también en las colonias, mientras que los cruces diplomáticos eran incesantes.

La respuesta, no se hizo esperar, en la mañana temprano del 09 de Marzo de 1916, el embajador alemán Rosen le entregaba al Ministro Vieira Soares la declaración formal de guerra de su país ante los actos de atropellos. Un nuevo actor se sumaba a la contienda a favor de la Entente Cordiale. Pese a su reducido ejército y marina, la importancia de Portugal radicaba en el abastecimiento de materias primas procedentes de sus colonias africanas y asiáticas para el esfuerzo bélico.

 13100670_1698169103734090_5045780385204639535_n 13043556_1698169080400759_8409540800338910791_n

Marineros portugueses arrían la bandera del Imperio Alemán para luego izar al enseña nacional en un buque requisado en el Puerto de Lisboa.
13082534_1698169193734081_3957354212609316639_n
El periódico “A Capital” informa sobre la declaración de guerra alemana contra Portugal.
Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 9 marzo, 2016 en 1916

 

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: