RSS

24 de Abril de 1916 – El inicio del Éirí Amach na Cásca (Alzamiento de Pascua)

24 Abr

El inicio del Éirí Amach na Cásca (Alzamiento de Pascua)

Las Union Acts (Actas de Unión) de 1800 unieron al Reino de Gran Bretaña y al Reino de Irlanda como Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda, se suprime el Parlamento irlandés aunque dando a Irlanda representación en el Parlamento británico. Aunque la gran mayoría de la población era católica, solamente los protestantes podían ser electos y sólo los terratenientes podían votar.

Desde el principio, muchos irlandeses nacionalistas se opusieron a la unión además la explotación subsiguiente y el empobrecimiento de la isla condujo a un alto nivel de despoblación. La oposición tomó diversas formas: constitucional (la Repeal Association; la Home Rule League), social (Land League) y revolucionaria (Rebelión de 1848, conocida como Fenian Rising). Siendo los defensores de la “Home Rule” los mayoritarios que pretendian lograr una mayor autonomía dentro del Reino Unido.

En 1886, el IPP-Irish Parliamentary Party (Partido Parlamentario Irlandés) bajo el liderazgo de Charles Stewart Parnell consiguió que el primer proyecto de autonomía fuese introducido en el Parlamento británico, pero fue derrotado. Un segundo proyecto de ley de 1893 fue aprobado por la House of Commons (Cámara de los Comunes), pero rechazado por la House of Lords (Cámara de los Lores).

Tras los fracasos de Parnell, nacionalistas radicales más jóvenes se desilusionaron de la política parlamentaria y se volvieron hacia formas más extremas de separatismo. La Gaelic Athletic Association (Asociación Atlética Gaélica), la Gaelic League (Liga Gaélica) y el renacimiento cultural gracias a los poetas William Buttler Yeats y Lady Augusta Gregory, junto con el nuevo pensamiento político de Arthur Griffith que expresó en su periódico Sinn Fein y organizaciones como el National Council (Consejo Nacional) y la Sinn Féin League (Liga Sinn Féin), habían llevado a muchos irlandeses a que se indentificaran con la idea de una Irlanda gaélica independiente.

La tercera Home Rule Bill fue presentada por el Primer Ministro británico Herbert Henry Asquith en 1912, lo que provocó la llamada “Crisis de Autonomía”. Aunque los nacionalistas, que eran mayoría en el país, apoyaron la autonomía, mientras que los unionistas protestantes, dirigidos por Sir Edward Carson, se opusieron, ya que no querian ser gobernados por un gobierno irlandés dominado por los católicos. Para evitarlo, en Enero de 1913 se formaron los UVF-Ulster Volunteers (Voluntarios del Ulster), siendo así el primer grupo paramilitar que se fundó en la Irlanda del siglo 20.

En respuesta, los nacionalistas crearon en Noviembre de ese mismo año a los Irish Volunteers (Volntarios Irlandeses) bajo el liderazgo de Eoin MacNeill, siendo impulsados y hasta controlados desde la clandestinidad por la IRB – Irish Republican Brotherhood (Hermandad Republicana Irlandesa). El objetivo de su formación era “para asegurar y mantener los derechos y libertades comunes a todo el pueblo de Irlanda”. Se incluyó a personas con una importante gama de puntos de vistas ideológicos, y estaba abierto a “todos los irlandeses sin distinción de credo, política o grupo social”.

Otro grupo de militantes, era el Irish Citizen Army (Ejército Ciudadano Irlandés), que estaba formado por sindicalistas como resultado d euna importante huelga realizada en Dublín. Cuando los Irish Volunteers intenaron introducir fusiles de contrabando en la Dublín, el Ejército británico intentó detenerlos y disparó contra una multitud de civiles. Además oficiales del ejército británico amenazaron con renunciar si se les ordenaba tomar medidas contra la UVF. Hacia principios de 1914, Irlanda parecía estar al borde de una guerra civil.

La crisis finalizó de manera abrupta en Agosto de ese año por el estallido de la Guerra y la participación de Irlanda en ella. La Home Rule Bill se promulgó, pero su aplicación se aplazó por un acto suspensivo hasta el final de la guerra, al igual que una para Escocia. A pesar de que muchos irlandeses se habían ofrecido para regimientos irlandeses y divisiones del Nuevo Ejército británico al inicio de los combates, la creciente probabilidad de un alistamiento forzoso fue creando una reacción violenta. El Gobierno británico comenzó a sugerir que solo se implementaría la autonomía a cambio del Servicio Militar Obligatorio. Eso no hizo más que indignar a los partidos nacionalistas en el Parlamento, incluyendo al moderado IPP, que junto los parlamentarios de la All-for-Ireland League (Liga Todo Por Irlanda) y grupos menores se retiraron en protesta, regresando a Irlanda para organizar la oposición.

El Consejo Superior de la IRB – Irish Republican Brotherhood (Hermandad Republicana Irlandesa) se reunió el 5 de septiembre de 1914, poco más de un mes después de que el gobierno británico le había declarado la guerra a Alemania. En esta reunión, decidieron organizar un levantamiento antes de que terminara la guerra y asegurar la ayuda de Alemania. La responsabilidad de la planificación del levantamiento fue otorgada a Tom Clarke y Seán MacDermott (Mac Diarmada)] Los Irish Volunteers (Voluntarios Irlandeses -la más pequeña de las dos fuerzas resultantes de la escición de Septiembre a causa del apoyo al esfuerzo de guerra británico [24] – accionaba mediante un “Headquarters Staff” (Cuartel de Estado Mayor) que que incluía a Patrick Pearse como Director de Organización Militar, Joseph Plunkett como Director de Operaciones Militares y Thomas MacDonagh como Director de Entrenamiento. Éamonn Ceannt se sumó más tarde como Director de Comunicaciones.

En mayo de 1915, Clarke y MacDermott establecieron un Comité Militar o del Consejo Militar dentro de la IRB, constituido por Pearse, Plunkett y Ceannt, para la elaboración de planes para un levantamiento. El mismo fue capaz de promover sus propias políticas y personal de forma independiente tanto de los líderes de los Irish Volunteers como de la IRB, quienes consideraban que aún no era el momento oportuno para este tipo de acciones. Por ejemplo el líder de los voluntarios MacNeill creía que el levantamiento solo debía llevarse a cabo si el Ejército Británico los quería eliminar o introducir el Servicio Militar Obligatorio, de igual modo pensaban el Presidente de la IRB, Denis McCullough O Bulmer Hobson prominente miembro de la entidad.

El Consejo Militar mantiene sus planes en secreto, a fin de evitar que las autoridades británicas se enteren como así también frustrar a los que dentro de la organización podrían oponerse. Además la mayor parte de los miembros de los Irish Volunteers comienzan a seguir sus órdenes dejando de lado a sus superiores.

Después de que comenzó la guerra, Roger Casement y el líder del Clan na Gael John Devoy se reunieron con el embajador de Alemania en los Estados Unidos, el Conde Johann Heinrich von Bernstorff, para discutir el apoyo alemán a un levantamiento. Luego Casement viajo a Alemania y comenzó las negociaciones con el gobierno y el mando militar. Finalmente los convenció para anunciar su apoyo a la independencia de Irlanda en noviembre de 1914, también trató de reclutar una brigada irlandesa, compuesta de prisioneros de guerra lo que serian armados y enviados a Irlanda para unirse a la revuelta, sin embargo solo 56 aceptaron la propuesta.

En 1915, Plunkett viajo a Alemania, y junto a Caement presentaron un plan (el ‘Ireland Report’) por el cual una fuerza expedicionaria alemana desembarcaría en la costa occidental de la Isla, mientras que las fuerzas británicas estaban ocupadas sofocando un levantamiento en Dublin por lo que los invasores junto a Irish Volunteers podrían marchar y asegurar el Río Shanon antes de avanzar sobre la capital. El OHL- Oberste Heeresleitung (Alto Mando Alemán) rechazó la estrategia aunque accedió a enviar armas y municiones.

James Connolly jefe Irish Citizen Army (Ejército Ciudadano Irlandés), no estaba al tanto de los planes del IRB, y amenazó con iniciar una rebelión por su cuenta si otras partes no actuaban. Sin embargo, los líderes del Comité Militar se reunieron con él en Enero de 1916 y lo convenció de unir fuerzas. Estuvieron de acuerdo en que iban a lanzar un levantamiento, juntos en Pascua e hicieron de Connolly el sexto miembro, más tarde Thomas MacDonagh tarde se convertiría en el séptimo y último miembro.

La muerte del viejo líder de la Fenian Rising de 1848, Jeremías O’Donovan Rossa en Nueva York en Agosto de 1915 fue una oportunidad para montar una demostración espectacular. Su cuerpo fue enviado a Irlanda para ser enterrado en el cementerio de Glasnevin, con los Irish Volunteers a cargo de los arreglos. Grandes multitudes se alinearon sobre la ruta y se reunieron junto a la tumba. Pearse hizo una oración fúnebre dramática, un llamada para los republicanos, que concluyó con las palabras “Ireland unfree shall never be at peace”. (“Irlanda sin libertad, nunca estará en paz”).

A principios de Abril de 1916, Pearse emitió órdenes a los Irish Volunteers para realizar durante tres días “desfiles y maniobras” a iniciarse el Domingo de Resurrección. Él tenía la autoridad para hacer esto, como Director de LA Organización. La idea era que los miembros IRB dentro de la organización sabrían que estos eran órdenes de comenzar la rebelión, mientras que los hombres como MacNeill y las autoridades británicas lo tomarían a valor nominal.

El 9 de abril, la Kaiserliche Marine (Marina Alemana) envió un barco al Condado Kerry disfrazado como una embarcación noruega llamada “Aud”, siendo cargada con 20,000 fusiles, un millón de rondas de municiones, y explosivos. Casement también fue a Irlanda a bordo del submarino U 19. Él estaba decepcionado por el nivel de apoyo ofrecido por los alemanes y tuvo intenciones de frenar o al menos aplazar la rebelión.

El miércoles, 19 de abril, el Regidor Tom Kelly, partidario del Sinn Féin, miembro de la Corporación de Dublín, leyó en voz alta en una reunión de la misma un documento supuestamente filtrado desde el Castillo de la ciudad, sede de las autoridades británicas, donde revelaba que en el corto plazo serian arrestados los líderes de los Irish Volunteers, Sinn Féin y la Gaelic League, y ocupar sus locales. Aunque las autoridades británicas dijeran que ” el Documento del Castillo ” era una falsificación, MacNeill ordenó a los Voluntarios disponerse a oponerse. Sin su conocimiento, el documento había sido elaborado por el Consejo Militar para convencer a los moderados de la necesidad de un levantamiento planificado. Esto era una versión corregida de un verdadero documento que perfila proyectos británicos en caso del alistamiento. El mismo día, el Consejo Militar informó a los oficiales de mayor rango de los Voluntarios que la rebelión comenzaría el Domingo de resurrección. Sin embargo, esto decidió no informarse a los moderados como MacNeill, hasta el último minuto.

Al día siguiente, MacNeill se enteró de que un levantamiento estaba a punto de ser lanzado y amenazó con hacer todo lo posible para evitarlo, sin embargo fue brevemente convenció para unirse cuando Mac Diarmada le reveló que un cargamento de armas alemán estaba a punto de desembarcar en el Condado de Kerry. MacNeill cree que cuando los británicos se enteren suprimirían inmediatamente a sus fuerzas, por lo que se justificaría tomar una acción defensiva, incluyendo las maniobras previstas.

El AUD y el U-19 llegaron a la costa de Kerry el 21 de abril, Viernes Santo, antes que los voluntarios por lo que ninguno estaban allí para cumplir con el trasbordo. La Royal Navy estaba al tanto del cargamento de armas, por lo que al ver naves acercándose obligo al Capitán del Aud echar a pique al barco. Por su parte, Casement fue capturado poco después de desembarcar en Banna Strand.

Cuando MacNeill supo que el cargamento de armas se había perdido, él volvió a su posición original. Con el apoyo de otros líderes de la misma mentalidad, sobre todo Bulmer Hobson y O’Rahilly, emitió una contraorden a todos los voluntarios, cancelando todas las acciones para el domingo. Esta orden fue transmitida a los oficiales voluntarios e impreso en los periódicos del domingo por la mañana. Se logró frenar el levantamiento sólo por un día, aunque redujo considerablemente el número de voluntarios a participar.

Por su parte la Inteligencia Naval Británica había sido consciente del cargamento de armas, el retorno de Casement, y la fecha de Pascua para el levantamiento a lo que se sumaba mensajes de radio entre Alemania y su embajada en los Estados Unidos que fueron interceptados por la Marina Real y descifrados en la Sala 40 del Ministerio. La información fue transmitida el 17 de abril a la Subsecretaria de Irlanda, a cargo de Sir Matthew Nathan, aunque sin revelar su fuente, por lo que expresó dudas acerca de su exactitud.

Cuando la noticia llegó a Dublín de la captura de la AUD y la detención de Casement, Sir Nathan se reunió con el Lord Lieutenant of Ireland (Lord Teniente de Irlanda), Lord Ivor Churchill Guest, 1º Vizconde de Wimborne, proponiéndole asaltar Liberty Hall, sede del Irish Citizen Army y los centros de los Irish Voluunters del Parque Father Mathew y del suburbio de Kimmage, sin embargo el Vizconde de Wimborne insitio en una detención masiva de todos los líderes. Finalmente decidieron posponer la acción para después de que el Lunes de Pascua, mientras tanto Sir Nathan envió un telegrama a su superior el Secretario General para Irlanda, Sir Agustine Birrell, en Londres, en busca de su aprobación.
En la mañana del Domingo de Pascua, 23 de abril, el Consejo Militar se reunió en el Liberty Hall para discutir qué hacer a la luz de la contraorden de MacNeill. Se decidió que el levantamiento se llevaría a cabo al día siguiente, Lunes de Pascua, y que los Irish Volunteers y el Irish Citizen Army podría entrar en acción como el ‘Army of the Irish Republic’ (Ejército de la República de Irlanda). Pearse fue elegido como Comandante en Jefe y Connolly como Comandante de la Brigada de Dublín. Mensajeros fueron enviados a todas las unidades informándoles de los nuevos pedidos.

En la mañana del lunes 24 abril, alrededor de 1.200 miembros de los Irish Volunteers y del Irish Citizen Army se reunieron en varios lugares del centro de Dublín, entre ellos se encontraban las mujeres de la organización Cumann na mBan, mientras que algunos usaban uniformes, otros iban de civil con un brazalete distintivo amarillo. La mayoría estaban armados con rifles, especialmente Mauser 1871, aunque también había escopetas, revólveres, pistolas semiautomáticas Mauser C96 y granadas. El número de voluntarios que se movilizaron fue mucho menor de lo esperado. Esto se debió a contraorden de MacNeill, y el hecho de que las nuevas órdenes habían sido enviadas tan pronto de antemano.
La División de Voluntarios de Dublín, estaba organizada en cuatro batallones:

El 1º bajo el comandante Ned Daly reunido en Blackhall Street, cuenta aproximadamente con 250 hombres. Ellos debían ocupar Four Courts (sede del poder judicial) y zonas al noroeste para protegerse contra un ataque desde el oeste, principalmente de los cuarteles Royal y Marlborough; La excepción fue la D Company, de 12 hombres al mando del Capitán Seán Heuston, que iban a ocupar la Mendicity Institution, a través del río.

El 2º batallón compuesto por unos 200 hombres del comandante Thomas MacDonagh se reunieron en St. Stephen’s Greencon órdenes de tomar la fábrica de galletas Jacob, Bishop Street, al sur del centro de la ciudad, y un menor número de hombres que se reunieron en Fairview, en el noreste, y que se dirigen a la oficina general de correos.

En el sureste el comandante Eamon de Valera al mando de cerca de 130 hombres del 3º batallón tomaría la Panadería Boland y una serie de edificios en los alrededores para cubrir los cuarteles de Beggars Bush y la carretera principal y el ferrocarril del Puerto de Kingstown.

El 4º batallón del comandante Éamonn Ceannt, que suman unos 100 hombres, se reunió en la Plaza Esmeralda en Dolphin’s Barn; Debían ocupar la casa de trabajo conocido como South Dublin Unionhacia el suroeste y defenderse contra el ataque desde Curragh.

Una fuerza conjunta de alrededor de 400 Irish Volunteers y del Irish Citizen Army se reunió en Liberty Hall bajo el mando del comandante Connolly. De éstos, se enviaron cerca de 100 hombres y mujeres del Irish Citizen Army bajo el comandante Michael Mallin para ocupar St. Stephen’s Green y un pequeño destacamento al mando del capitán Seán Connolly se dirigieron para apoderarse de la zona que rodea al Ayuntamiento, junto al Castillo de Dublín, incluidas las oficinas del Daily Express. El resto debía ocupar la Oficina General de Correos. Esta fue la sede del batallón, y así como Connolly que incluye otros cuatro miembros del Consejo Militar: Patrick Pearse, presidente y comandante en jefe, Tom Clarke, Seán Mac Dermott y Joseph Plunkett.

En al menos dos incidentes, en Jacobs y Stephens Green, los sublevados dispararon a quemarropa contra civiles que trataban de atacarlos o desmantelar sus barricadas. En otros sectores, la población civil fue expulsada con las culatas de los rifles.

Al mediodía un pequeño grupo de Irish Volunteerss y miembros de Fianna (grupo menor rural) atacó la Magazine Fort en Phoenix Park logrando reducir a los guardias, con la intención de capturar armas y explotar el edificio como una señal que la rebelión había comenzado. Ellos ponen explosivos, pero fallaron en obtener cualquier arma. La explosión no fue lo bastante ruidosa para ser oído en la ciudad. Al mismo tiempo los rebeldes fuerzan en todas partes de la ciudad para ocupar y asegurar sus posiciones. La unidad de Seán Connolly realizó un asalto sobre el Castillo, matando a un centinela de policía y dominando a los soldados del cuerpo de guardia, pero no aprovechó el ataque.

Por su parte el Secretario, Sir Nathan, que estaba en su despacho con el Coronel Ivor Price, oficial de inteligencia militar, y A.H. Norway, jefe de la oficina de correos, fue alertado por los disparos y ayudó a cerrar las puertas del castillo. [9] La rebeldes ocuparon el Ayuntamiento de Dublín y edificios adyacentes. Un destacamento del Comandnate Mallin, que fue acompañado por Constanza Markievicz (condesa Markievicz), ocupo St. Stephen’s Gree, donde excavaron trincheras y requisaron vehículos para construir barricadas. Tomaron varios edificios, entre ellos el Royal College of Surgeons, pero no hicieron un intento en el Shelbourne Hotel, un edificio alto con vistas al parque.

Los hombres del Comandnate Daly, mientras levantaban barricadas en Four Courts, fueron los primeros en ver acción. Unidades de los batallones 5º y 12º de Lanceros, parte del 6º Cavalry Reserve Regiment escoltaban un convoy de municiones a lo largo del norte de Quays cuando fue atacado por los rebeldes. Incapaces de avanzar, se refugiaron en los edificios cercanos.

El batallón que custodiaba el Cuartel General, conducido por Connolly, marchó una corta distancia por la Calle O’Connell. Ellos entraron a las Oficinas del Correo General, expulsaron a los clientes y al personal, y tomaron prisioneros a un grupo de soldados británico. Dos banderas fueron izadas en cada extremo del techo, la tricolor en la esquina derecha de la calle Henry y una bandera verde con la inscripción ” Irish Republic” en la esquina izquierda en la calle Princess. Poco tiempo después, Pearse leyó la Proclamación de la República en las afueras del edificio.

El comandante en jefe del ejército británico en Irlanda, el Mayor General Sir Lovick Friend, estaba de permiso en Inglaterra. Cuando la insurrección comenzó el oficial al mando de la guarnición de Dublín, Coronel Kennard, no pudo ser localizado. Su ayudante, el Col. H. V. Cowan, llamó por teléfono a los cuarteles de Marlborough y pidió un destacamento de tropas para ser enviado a Sackville Street (la calle O’Connell) para investigar la situación en el Correo. A continuación, llamó por teléfono a Portobello, Richmond y Royal Barracks ordenando enviar tropas para aliviar la situación del Castillo de Dublín. Por último, se puso en contacto con el cercano cuartel de Curragh y pidió refuerzos para ser enviados a Dublín.

Tropas del 6º Cavalry Reserve Regiment, que marchaban desde los cuarteles de Marlborough, avanzo a través de la calle O’Connell. A medida que pasaba Nelson’s Pillar (Columna en honor al Almirante Horatio Nelso, héroe de la Batalla de Trafalgar), en dirección al edificio del Correo General, los rebeldes abrieron fuego, matando a tres soldados y dos caballos e hiriendo fatalmente a un cuarto hombre. Los jinetes se retiraron en dirección a sus cuarteles.

Un piquete del 3º (Reserva) Batallón, Royal Irish Regiment (RIR) se a la ciudad procedente de los cuarteles Richmond, se encontró con un puesto de avanzada de la fuerza del Comandanten Ceannt bajo el mando de John Joyce en el Mount Brown, en la esquina noroccidental del edificio de South Dublin Union. Un grupo de veinte hombres bajo el teniente George Malone recibió la orden de marchar hacia el castillo de Dublín.

Se procedió a avanzar a corta distancia con rifles inclinados y descargados bajo el fuego de los rebeldes, perdiendo tres hombres en la primera descarga, por lo que se vieron obligados a retroceder un par de yardas. El Teniente Malone fue gravemente herido, por lo que el Oficial al mando, Teniente Coronel R. L. Owens, hizo subir el resto de sus hombres a los cuarteles de Richmond. Una compañía con una ametralladora Lewis avanzó en dirección al Royal Hospital, con vistas al edificio de South Dublin Union. El cuerpo principal tomó posiciones a lo largo del este y los muros del sur del edificio, para luego abrir fuego contra las posiciones rebeldes, obligando al Comandante Joyce y sus hombres a retirarse a través de terreno abierto.

Una partida conducida por el Teniente Alan Ramsay derribó una pequeña puerta al lado de la puerta Rialto Gate, pero recibió un disparo y murió por lo que el ataque fue rechazado. Una segunda compañía conducida por el Capitán Warmington tomó la posición él también fue asesinado. Las tropas restantes, tratando de entrar por la fuerza a lo largo del muro, fueron batidas por el flanco desde la destilería de Jameson en Marrowbone Lane. Sine embargo tarde o temprano el superior número y la potencia de fuego de los británicos fue decisiva; logrando forzar la entrada por lo que la pequeña fuerza rebelde en las chozas de lata al este del edificio se rindieron.

Para el final de la jornada, la primera víctima mortal de los enfrentamientos fue un no-combatiente. Una enfermera, Margaret Keogh, sobrina nieta del célebre Capitán Myles Keogh, que respondió al sonido de los disparos, trató de atender a los heridos, siendo asesinada a disparos por un soldado británico.

Era el inicio del llamado “Éirí Amach na Cásca”, Alzamiento de Pascuas en idioma gaélico.

  13435450_1718779735006360_6950048395367401268_n
Proclama de la República de Irlanda emitida por los rebeldes.
13432450_1718779771673023_4574337470347411850_n
Posiciones fuertes bajo el poder de los Rebeldes y de las Tropas Británicas.
13501641_1718779798339687_4234986925202852474_n
Patrick Pearse uno de los líderes rebeldes leyendo la Proclama de la República de Irlanda.
Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 24 abril, 2016 en 1916

 

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: