RSS

04 de Mayo de 1916 – Guerra Submarina. La respuesta al ultimátum estadounidense

04 May

Guerra Submarina. La respuesta al ultimátum estadounidense

El 24 de Marzo de 1916, pese a que el Gobierno Alemán se había comprometido ante las naciones neutrales el fin de la guerra submarina irrestricta que había llevado a la renuncia del Gran Almirante Alfred von Tirpitz uno de sus principales impulsores, el U-Boat SM U-29 del Oberleutnant zu Meer Herberth Pustkuchen disparo un torpedo sin previo aviso al buque de pasajeros francés SS Sussex que navegaba en el Canal de la Mancha desde Inglaterra, que si bien logró ser remolcado hasta el puerto de Boulogne Sur Mer, varios pasajeros murieron, entre ellos algunos estadounidenses.

Pese a que desde un principio la Wolffs Telegraphisches Bureau (principal agencia de noticias alemana solventada por el Estado) intentó negar la responsabilidad, las diversas pericias realizadas por expertos de países neutrales, determino su culpabilidad. Ante esto, el 18 de Abril de ese mismo año, el Presidente estadounidense Woodrow Wilson inmerso en la campaña electoral envió asesorado por el Secretario de Estado Robert Lasing un duro ultimátum al Gobierno Imperial Alemán exigiendo poner fin a los ataques sin previo aviso por parte de los U-Boats, contra barcos mercantes y de pasajeros de bandera neutral o sino de inmediato se romperían las relaciones diplomáticas. Un día después ante el pleno del Congreso, en un duro y emotivo discurso, Wilson explico el contenido del mismo.

En base a esta situación creada, el embajador estadounidense en Alemania, James W. Gerard se reunió directamente el 01 de Mayo con el Káiser Wilhelm II, en el Cuartel General de Charville en el este de Francia. Después que el diplomático protestó por los continuos ataques de U-Boats a los buques mercantes, el Monarca a su vez denunció el cumplimiento a rajatabla por parte del gobierno estadounidense al bloqueo naval impuesto por las naciones de la Entente Cordiale desde finales de 1914, que según él violaba las leyes de Mar vigentes.

Pese al entredicho, el Canciller Theobald von Bethmann Hollweg y el Ministro de Relaciones Exteriores Gotlieb von Jagow, consientes del peligro de la entrada de los Estados Unidos a la guerra convencieron al Káiser de una vez más prohibir definitivamente la guerra submarina irrestricta. Finalmente el 04 de Mayo de 1916, el embajador alemán en Washington el Conde Johann Heinrich von Bernstorff quien había logrado sortear varios escándalos desde el hundimiento del HMS Lusitania en Mayo de 1915, entregó al Secretario Lasing una nota diplomática de respuesta al ultimátum por la cual el Gobierno Imperial Alemán se comprometía a finalizar y castigar toda acción militar sin previo aviso contra los navíos mercantes y de pasajeros.

Sin dudas era un triunfo diplomático clave para la administración del Presidente Wilson dado que su política de presión aunque sin agitar las banderas de guerra daban su fruto, justo antes de los comicios presidenciales, por su parte el Gobierno Alemán por temor a una escalada bélica se veía obligado a rever su estrategia naval.

13521992_1723128614571472_3610338034141962570_n

Portada del periódico estadounidense The Seatlle Star informando sobre la nota diplomática en respuesta al ultimátum del gobierno del Presidente Woodrow Wilson.
13533276_1723128794571454_7558530864587548742_n 
James W. Gerard, embajador estadounidense ante el Gobierno Imperial Alemán.
Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 4 mayo, 2016 en 1916

 

Etiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: